2

La medalla al mérito policial que ganó la virgen María del Amor

| lunes, 13 de octubre de 2014
Hace ya unos 8 meses que la virgen María del Amor consiguió la medalla al mérito policial, otorgada en España por el ministerio del interior. Si bien los jueces aún no han decidido si la estatua en cuestión puede o no ganar una medalla (tema complicado donde los haya), desde Humor por Horas queremos sugerir al gobierno español otras condecoraciones igualmente necesarias y justificadas. En concreto:

- La medalla y placa al mérito turístico debería ser este año para Zeus, ya que no ha lanzado cientos de tormentas eléctricas sobre las principales playas de España, permitiendo que los turistas extranjeros vayan a tomar el sol.

- La medalla de las artes debería ser para Loki, que estuvo muy bien haciendo de villano tanto en la película de los vengadores como en las dos de Thor.

- La medalla de oro en bellas artes también debería ser para Loki, aunque no haga bellas artes, porque... joder, Loki mola que te cagas.

- La orden del mérito civil tiene que ser para la unicornio rosa invisible, que encarna los valores de nuestro gobierno porque solo los que tienen fe ciega e irracional realmente creen que hace algo útil.

- Y por último, la medalla al mérito en el trabajo tiene que ser para el redactor de este blog, porque de la existencia de mi voluntad de trabajar tampoco se han encontrado evidencias empíricas.


Si no trae la medalla no lo compro, porque no está al día.
0

Microrrelatos. Sobre la belleza.

| miércoles, 24 de septiembre de 2014
1. El certamen.

-  ¿Qué es lo que más te gusta de tu cuerpo? – preguntó el juez del concurso de belleza.
- El páncreas – respondió la modelo, y terminó como segunda dama de honor.

2. La cirugía.

Se arregló la nariz, se estiró la piel a los lados de los ojos, se puso bótox en la frente. Se puso pechos enormes. Luego recordó que era un hombre y se los quitó. Se quitó las manchas de la piel con láser. Se injertó nalgas respingonas. Se tiñó el pelo y se blanqueó los dientes. Se hizo una liposucción y fue al gimnasio a sacar músculos. Cuando terminó, se puso su disfraz de Mickey Mouse y entró a trabajar al parque de atracciones. La belleza, le habían dicho desde pequeño, está en el interior.

3. Los resultados.

No le dejó besarla, porque le podía quitar el pintalabios. Tampoco le dejó quitarle la ropa interior, porque el sujetador le redondeaba los pechos. Y por supuesto de moverse y sudar ni hablar, porque la base de maquillaje y el rímel acabarían hechos un desastre. Le dijo que podía tocarse mientras la miraba. Él, que había lavado las sábanas la noche anterior, dijo que gracias, pero mejor otro día.

----------------------

Si te gustan los relatos de este blog, puede que quieras leer este libro.
0

Nuevo vídeo: Un trailer con críticas

| lunes, 8 de septiembre de 2014
[Scroll down for English text]

Hemos realizado un nuevo vídeo cómico original, como no lo hacíamos desde los tiempos de el anuncio del palo. Esta vez hemos parodiado esos trailers de películas que están llenos de críticas de "cinco estrellas", como si con eso nos convencieran de que la película es realemente buena. Les dejo aquí el "trailer de película con críticas" (incluye subtítulos en castellano):



------------------------------

New video: A movie trailer with reviews.

We have a new comic video. This time we made a parody of those movie trailers full of "5 stars" reviews, that pretend to convince us that the reviews are not only sincere but also a great reason to actually go and watch the movie. Here you have the video: "A trailer with reviews".
0

Las mejores reviews de Amazon, parte 8: Cortador de bananas

| sábado, 23 de agosto de 2014
Humor por Horas vuelve a recopilar las mejores críticas de productos de Amazon. Hoy vamos con el cortador/troceador de bananas:


"El paraíso del troceado de bananas" (5/5)
Qué queréis que os diga, ¡el troceado de banas se ha vuelto una locura! Antes sólo podía hacer 2 bpm (bananas por minuto), pero ahora alcanzo un espectacular ritmo de 30 bpm. Si estás en una misión de troceado de bananas, este es el producto adecuado para ti.

"No es eléctrico" (1/5)
Qué insulto. ¿Se creen que estamos en el tercer mundo? ¡Tenemos ELECTRICIDAD hoy en día! Tengan en cuenta que este aparato es manual. No tiene interruptor y no puedo conectarlo al USB de mi ordenador. Como alternativa, les recomiendo el iBananatronic XI, troceador de bananas automático, con configuración de 110/220 V para usar en todos los territorios.

- "¡Salvó mi matrimonio, mis amistades y la infancia de mis hijos!" (5/5)
Yo tenía una vida dura y solitaria. Siempre peleando con mi marido, sin poder salir de la casa con los niños o los amigos debido a la cantidad de tiempo que tenía que pasar cortando bananas, intentando mantener unida a mi familia. Tras años de días, semanas y a veces hasta meses enteros en los que no salía de casa por todas las bananas que tenía que cortar, había perdido la esperanza. Entonces el cortador de bananas apareció en mi vida como un brillante y amarillo faro de esperanza hecho de plástico. Me ahorra tanto tiempo que puedo dormir más, y ya no estoy atrapada en la cocina CORTANDO BANANAS sin parar. Puedo salir, y disfrutar del mundo.

- "¡CUIDADO!" (3/5)
Este producto fue genial hasta que llegué borracho una noche y se me ocurrió una idea. NO uses esto con nada que no sea una banana. En serio.

"Genial, pero... no trae instrucciones" (4/5)
¡Qué será lo siguiente que inventen! Este producto es genial. Mi única queja es que no vino con instrucciones, así que sólo le puedo dar 4 estrellas.

Intenté apretar la banana a través del cortador, pero cuando la mitad de la banana estaba del otro lado, se me quedaba atascada. Entonces intenté pelar la banana primero, pero el resultado fue puré de banana. Entonces probé a poner la banana en una mesa y darle un golpe de puño al cortador (con la banana debajo), pero esto solo dispersó trozos de banana por toda la cocina.

Al final conseguí la solución "high tech". Encontré un vídeo de Youtube con un tutorial. Un chef mostraba cómo usar esta herramienta, incluso para cortar pepinos, aunque el color es diferente (deberían hacer un cortador verde para los pepinos). Ahora puedo impresionar a las visitas preparando banana troceada y natillas (sólo tuve que buscar un vídeo sobre cómo hacer natillas).
0

Culpo a Disney de mis altas expectativas en cuanto a hombres

| jueves, 31 de julio de 2014
Hace poco vi una página en Facebook llamada "Culpo a Disney de mis altas expectativas en cuanto a hombres", con más de 600.000 likes. Para evitar decepcionar a nadie, he decidido cambiar mi comportamiento con las mujeres, para ser, a partir de ahora, como los héroes de las películas de Disney. En concreto, haré lo siguiente:

- Como hace el príncipe Encantador en La Cenicienta, voy a organizar un baile para que todas las jóvenes locales vengan a mostrarme su físico con la ropa más favorecedora que tengan, y elegiré a la que me resulte más atractiva físicamente. Eso sí, si ella, después de bailar conmigo, se va, no pienso reconocerla si no la veo con su vestido elegante, sus joyas y su peinado de fiesta.

- Como hace Eric en La Sirenita, esperaré que la joven que quiera estar conmigo cambie radicalmente su físico para gustarme, aunque dicho cambio la perjudique o le haga perder otros talentos. También esperaré que abandone su origen, su cultura y su familia, para adaptarse a mi forma de mi vida, por muy diferente que sea. Por supuesto, yo no cambiaré en nada. Ah, y si no habla no hay problema, de todas formas, mientras sepa cantar no habrá nada más de su personalidad que me interese (a lo sumo querré saber su nombre).

- Como hace Aladdin, mentiré sobre mi origen y mi nombre a la chica que quiera conquistar, ocultando todos mis antecedentes delictivos, a pesar de lo cual le pediré que confíe en mí. Si ella es suficientemente inteligente como para descubrir mis mentiras, con toda confianza la llevaré de paseo por donde me dé la gana sabiendo que de todas formas ella se sentirá atraída por mí, porque a las mujeres les gustan los delincuentes juveniles que poseen un medio de transporte impresionante.

- Y si no soy un delincuente juvenil, de todas formas me obsesionaré con tener un vehículo impresionante, como Kristoff en Frozen.

- Y si todo eso no funciona, haré como en La Bella y la Bestia, y raptaré a la mujer que me gusta. La encerraré en mi casa y la amenazaré, hasta que tenga tanto miedo que me vea como alguien bueno cuando yo haga algo mínimamente menos cruel (como permitirle acceder a una habitación de la casa que le guste especialmente). Solo le permitiré hablar con mis empleados, los cuales sólo podrán decirle cosas buenas de mí (a pesar de que a ellos también los trato con gritos y ataques). Con este sistema, seguro que ella se terminará enamorando de mí, al fin y al cabo, no le quedará más remedio.

Más de 600.000 mujeres en Facebook tienen la "alta expectativa" de ser raptadas y maltratadas hasta que el síndrome de Estocolmo las haga enamorarse de su captor.

Y así, poco a poco, me iré convirtiendo en un hombre mejor, que no decepcionará a ninguna admiradora de los "idealizados" héroes de Disney.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...