domingo, 5 de abril de 2009

Microrrelato: Cuanto más cambian las cosas...

Él recordó el pasado. Esa mirada, ese tono de voz comprensivo, dulce y acogedor. También esa mirada apasionada, esa mueca de picardía que invitaba siempre a algo nuevo, prohibido y excitante. Recordó cómo hablaban de que era curiosa la forma en la que se habían conocido, la forma en la que se habían enamorado, tan rápida, tan especial, tan única. La recordó a ella diciéndole que nunca se había imaginado enamorándose de alguien así, pero que tal vez era el destino... No podía ser casualidad.

Siempre le había llamado la atención que ella hubiera vivido antes otra historia parecida. Esas cosas no solían pasar, pero la historia a veces se repite. Quizás la primera vez era un aviso, y la segunda era la auténtica. A veces alguien se unía "mágicamente" a otra persona dos veces. A veces eso pasaba. Eso pensaba él, pero de eso hacía ya muchos años.

Ahora la había visto, tan solo dos semanas después, ya con otro. La había visto mirarlo con esa mirada pícara que invitaba siempre a algo nuevo. La había escuchado hablándole con ese tono comprensivo, dulce y acogedor. Le había preguntado cómo era él, cómo se habían conocido. "Bueno...", dijo ella. "No sé cómo, pero nos conocimos y nos enamoramos... No sé, nunca había pensado que me enamoraría de alguien así, pero mira, no puede ser casualidad... Quizás es el destino".

Y mientras él se daba cuenta de todo, ella preguntó: "¿Y tú, qué tal estás?"

------------------------------------------

Nota: no, no es precisamente algo gracioso, pero me salió así, a veces pasa.

2 comentarios:

  1. tu microrelato tiene mucho de verdad :D pasa a menudo, segun lo que yo entendi, bueno saludos!

    Laura.

    ResponderEliminar
  2. la magia no existe; sólo hay que pillarle el truco ;-)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...